domingo, julio 04, 2010

Cuando (...)


Cuando la emoción invade
Cuando la mente no piensa Cuando las sensaciones son múltiples
Cuando los errores perturban
Cuando los pasos se enlentecen
Cuando la sonrisa se vuelve llanto
Cuando el respirar se vuelve un caos
Cuando yo me vuelvo un caos
Solo necesito escapar
Solo necesito refugiarme
En mi mísma
Buscar aquella parte
Que me haga volver a respirar
Agacho la cabeza
Y doy paso a los recuerdos
Aquellos, que en un momento me hicieron sonreír
Aquellos, que en un momento me hacen olvidar
Lo imperfecta que puedo llegar a ser
En lo dañina que me puedo convertir
Con tan sólo una palabra
Con tan sólo una mirada
No basta, no basta
Nunca es suficiente
Y vuelvo a caer otra vez
Una y otra vez
Nunca es suficiente
Nunca aprendes
Y hoy te miras al espejo
Y ves que vuelves a cero
Agacho la cabeza
Y busco la empatía
Que siento no tener hoy
Y lamento... no poder ser capaz de darme cuenta
Y lamento... no poder pensar antes de hablar
Y lamento... no hacerlo consciente
Cuando pude hacerlo.
Es tarde, lo sé.
Siempre se vuelve tarde.
Y tropiezo una y otra vez.
Agacho la cabeza.
Y me vuelvo un sin fin de imperfecciones.
Agacho la cabeza.
Y doy paso al llanto (...)
Llanto, que se vuelve adicción
Cuando me siento incapaz.
De sentir como tú sientes.
De sertirme incapaz.
De ponerme en tus zapatos.
Llanto, que se vuelve consolador.
Al darme cuenta, que me equivocado.
Una vez más (...)

7 comentarios:

azyaa dijo...

Es precioso (:
Sigue publicando que escribes maravillosamente
Saludos ...azya...

Juank dijo...

Muy, pero muy buen poema, me encanta tu estilo de escritura, me gustaria q leyeras mi material para derme tu opinión.
Yo creo que está bien pero necesito una mirada ajena, desde ya muchas gracias...

cecilia de tacones rojos dijo...

...yo me convierto en ese "me he equivocado una vez más"...hoy esa frase es mía, vale? sigue escribiendo asi.

Alguien por ahí dijo...

Tu blog es lo máximo, no sabes cómo me he sentido identificada con todo. Todo.
Saludos por ahí ,
Romina.

David c Fild dijo...

Cuatro cosas que no vuelven.

la palabra pronunciada
la flecha disparada
la oportunidad desperdiciada
y el instante vivido

saludos

Nat dijo...

La música de fondo que pusiste engrandecen aún más las palabras...

salu2

Verónica (peke) dijo...

Me ha encantado el post y la musica del blog...

besotes de esta peke.

pd. te espero por mi rincon con tu taza de cafe, siempre que quieras...